Compliance

Las empresas y sus administradores son responsables de sus prácticas y como tales responderán de sus actos y omisiones

Debido a la rápida evolución de las regulaciones que afectan a las empresas, asociaciones y fundaciones, así como al endurecimiento de las consecuencias de su incumplimiento, que a día de hoy pueden conllevar, incluso, responsabilidad penal directa de la propia empresa, así como penas de prisión para sus administradores; ha tomado especial relevancia la importancia que la legislación otorga la toma de acciones preventivas de cumplimiento por parte de estas organizaciones.

Se denomina Compliance al conjunto de procedimientos y buenas prácticas que deben ser adoptados por tu empresa para identificar y clasificar los riesgos operativos y legales, así como establecer mecanismos internos de prevención, gestión, control y reacción frente a estos.

Ralizar un programa de Compliance no es en sí mismo obligatorio, pero sí lo es cumplir y por lo tanto conocer, una normativa, de orígenes diversos y cada vez más abundante y compleja. Haber tomado medidas adecuadas y suficientes no solo permite anticiparse a los problemas, sino que puede eximir de responsabilidad en el caso de que lo imprevisible suceda. Es, en resumen, una forma de «curarse en salud» frente a riesgos como pueden ser el daño reputacional, la imposición de multas, la exclusión de licitaciones o de subvenciones públicas o, incluso, penas de prisión.

En LAW21 tenemos un doble enfoque respecto al Compliance siempre desde el Derecho Proactivo y teniendo en cuenta las necesidades reales y concretas de cada cliente

Plan de compliance

Auditoría previa de tu empresa respecto a los cumplimientos normativos y regulatorios en general y elaboración de un plan de Compliance.

Análisis de riesgo

Análisis de riesgo basado en el modelo de negocio, organizativo y cultura corporativa existente.

Análisis y actualización normativa

Actualización constante de la normativa de tu sector.

Código de buenas prácticas

Elaboración de un manual de buenas prácticas personalizado para tu empresa, así como de un plan de formación/sensibilización.

Compliance contractual

Por otro lado, y siempre que así haya sido previsto contractualmente, auditamos a tus partners y clientes para comprobar que se está realizando un uso de tus productos o que se está cumpliendo lo establecido en los contratos, respetando las previsiones relativas no solo al compliance sino también al uso de tu propiedad intelectual, industrial o la actuación conforme a los acuerdos de distribución existentes.

Hablemos

¡Cuéntanos qué necesitas!

Nuestras distintas áreas de especialidad se interrelacionan para poder ofrecer un asesoramiento completo a nuestros clientes, pero también podemos ayudarte en un asunto puntual.